VINO

Jean Leon prioriza la variedad petit verdot en su tinto 3055

Jean Leon apuesta por la variedad minoritaria petit verdot por su capacidad de hacer frente al cambio climático. Tras el lanzamiento del vino experimental PV-20 a finales de 2021, elaborado íntegramente con esta variedad, la bodega del Penedès reformula su tinto ecológico 3055 para convertir esta cepa en la principal del cupaje. Así, la añada 2020 que se presenta ahora al mercado está integrada en su mayoría por petit verdot, con un pequeño porcentaje de merlot.

Plantada en Jean Leon en 2006 con clones de origen francés, la petit verdot madura lentamente y se ha adaptado especialmente bien a climas cálidos y secos como el del Penedès, donde muestra un gran potencial enológico. Originaria de la zona de Burdeos, en Francia, esta variedad se llama así por su racimo pequeño y compacto y su uva de color oscuro con tonos verdosos, debido a su maduración tardía. La merlot que complementa el cupaje procede también de viñedos en propiedad, plantados en 1997.

La presencia mayoritaria de la petit verdot aporta al vino notas violáceas, un carácter especiado y frescura. Destaca en nariz por su gran intensidad donde predominan los aromas de cereza negra, con notas de avellana tostada, clavo, pimienta negra y hierbas aromáticas mediterráneas, mientras que en boca muestra voluptuosidad y una agradable acidez, con un final largo y persistente.

Jean Leon 3055 Petit Verdot–Merlot 2020 (DO Penedès) llega al mercado avalado por el prestigoso certamen internacional Mundus Vini, que le ha otorgado una medalla de oro en su cata de primavera. Esta competición alemana, considerada una de las más importantes del sector vinícola a nivel mundial, ha premiado una veintena de vinos catalanes de entre las más de 11.000 referencias presentadas.

Este vino es la representación juvenil de los tintos más complejos de la bodega y uno de los tres integrantes de la colección 3055, que cuenta también con el blanco 3055 Chardonnay y el rosado 3055 Pinot Noir. El número 3055 que da nombre a estos vinos hace referencia a la licencia de taxista que tuvo Jean Leon en Nueva York antes de convertirse en un restaurador de éxito en Hollywood y hacer realidad su primer sueño. El segundo fue elaborar un vino con su nombre, que materializó en los años sesenta con la fundación de la bodega en el corazón del Penedès.