VINO

Premio Picadillo a Horacio Fernández Presa

El premio lo recogió la gerente de Bodegas Godeval e hija del fallecido bodeguero, Araceli Fernández Presa

Ayer tarde en el acto de clausura del Fórum Gastronómico Coruña se entregaron los premios Picadillo en reconocimiento a la labor en pro de la gastronomía gallega. En el apartado “Vino” este año el jurado, de forma unánime, decidió que el premio era para Horacio Fernández Presa, a título póstumo, por su “por su dedicación y tesón en la recuperación y cultivo del godello en Valdeorras”.

El premio lo recogió la gerente de Bodegas Godeval e hija del fallecido bodeguero, Araceli Fernández Presa.

Horacio Fernández Presa, falleció el masado mayo después de dedicar gran parte de su vida a recuperar la variedad godello en la comarca ourensana de Valdeorras. Empezó como Jefe de Extensión Agraria para la comarca poniendo en marcha un proyecto de recuperación de la variedad, el programa REVIVAL (reestructuración de viñedos de Valdeorras) en los años 70 y continuó formando parte de la creación de una bodega, Godeval, a comienzos de los años 80. En ella hizo realidad todo lo que postulaba en sus estudios para recuperar la godello en una zona en la que casi estaba perdida después del ataque de filoxera del Siglo XIX y por la plantaciones posteriores con variedades que aportaban al viticultor mucha cantidad de uva. Horacio Fernández fue tenaz y persistente en sus objetivos y hoy en día el vino de godello ocupa un puesto de honor en los mercados mundiales.

Los Premios Picadillo nacieron en el 2008, año en que se celebró la primera edición del Fórum Gastronómico en Santiago de Compostela. El objetivo de los premios es el de reconocer la trayectoria profesional y la labor realizada en pro de la gastronomía gallega por parte de personas, entidades o empresas. Corresponde a un grupo de expertos que actúa como consejo asesor del Fórum Gastronómico, proponer dichos premios. Las cinco categorías son: Cocina, Sala, Vino, Producto y Cultura.