RESTAURANTES

El grupo B-One apunta a la recuperación de la restauración en Barcelona

Tres nuevas aperturas en junio y una inauguración, por todo lo alto, en La Rambla 26  pretenden trasmitir una señal inequívoca de confianza hacia el sector

 Michele Bortoluzzi (ex Ceo Morellato & Sector) CEO de B-One y uno de los socios junto a Andrea Funari y Francesco Giusti, comenta: “Hay algo de valentía y de sana locura al mismo tiempo en la decisión de apostar ahora en este sector y con esta magnitud. Nosotros hemos decidido hacerlo y con la ilusión de poder seguir regalando momentos de felicidad a nuestros clientes y de poder gestionar un negocio rentable y de calidad“
 
El primer restaurante, B-One Palau del Mar, con una atractiva oferta gastronómica, ha sido el éxito de la temporada 2019-2020, quedando el restaurante abierto siempre en todas las horas permitidas y desarrollando en las otras un exitoso servicio de take away. Este hecho, hizo que miles de barceloneses conocieran de primera mano su carta y ahora, tras el desconfinamiento, sean ellos quienes se acercan al local a degustar su excelente gastronomía servida en primera línea de mar.  
 
“Hemos abierto el primer B-One en Palau de Mar siete meses antes de la llegada de la pandemia en España. Desde el primer momento y hasta el 14 marzo 2020 hemos tenido un éxito inesperado. El cierre nos ha cortado en frio un crecimiento espectacular, pero hemos decidido no bajar la persiana nunca y durante los meses durísimos de las restricciones hemos seguido apostando por Barcelona y por una oferta gastronómica de calidad. La gente nos ha premiado y así hemos decidido multiplicar el esfuerzo. Ahora contamos con B-One Palau del Mar, frente al Puerto, con B-One Gran Teatro del Liceo , con B-One La Barceloneta en Paseo de Borbó y el 22 de junio inauguramos simbólicamente todos ellos en el último y nuevísimo B-One La Rambla 26″.
 
Las Ramblas 26 se ha inaugurado  con un cóctel para la prensa, una degustación de platos y un live show, en el riguroso marco de las normas anti-pandemia. Entre los objetivos, recuperar todo el esplendor de la mítica las Ramblas de Barcelona, convirtiéndose así en un referente por la sociedad catalana.